Sin paciencia…no hay ciencia

He escuchado una frase famosa que anda por ahí, “la paciencia es madre de la ciencia”. En ocasiones hasta grandes personajes de la televisión la mencionan, por eso quiero que junto conmigo indagues en esta afirmación.

 El mundo no parece tener paciencia…

Las personas quieren todo muy rápido. Las personas de hoy en día no se detienen ningún momento porque sienten que es demasiado corto el tiempo. El movimiento de la sociedad es un reloj que nunca pide cambio de pilas. Un barco que nunca encuentra un muelle donde reposar. Un carro que a los creadores se les olvido colocarle un freno. Un proyectil que nunca se le acaba la pólvora. En fin, hay miles de ejemplos para describir lo que ocurre hoy en día. Mi artículo no se quiere enfocar en ellos, sino en expresarte que si no aprendes a tener paciencia es posible que pases malos ratos. Hay que entender que Dios tiene un tiempo asignado para contestar nuestras oraciones y para cumplir nuestros sueños.

Cuando comprendes los tiempos de Dios no vivirás frustrado, te podrás relajar sabiendo que Dios está en control. En muchas ocasiones desee que personas que se encuentran a mí alrededor cambiaran muchas cosas, en mi tiempo, lo cual trajo mucha frustración y enojo. Quiero confesarte que aun me cuesta tener paciencia; pero he mejorado desde que entendí que Dios nos cambia poco a poco.

La actitud correcta y que va en contra de la corriente es esta: mientras esperas llénate de gozo, conténtate. ¡Relájate!

 ¡Por ahí hay alguien o algo que está ayudándote a tener paciencia!

 

Comentarios desde facebook

Artículos recomendados

https://www.youtube.com/watch?v=OYYHA3B6Ilo En el trailer de esta película que, fue una adaptación de la novela gráfica desarrollada por Pierre Christin y Jean-Claude

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *